Zacatúa: ropa orgánica para niños

Zacatúa: ropa orgánica para niños

Zacatúa es una pequeña empresa familiar que confecciona ropa orgánica para niños, niñas y sus mamás.

Es uno de esos proyectos que adoro, porque nacen de la experiencia transformadora de la ma-paternidad y de la necesaria reinvención profesional que para muchas personas conlleva.

ropa ecológica para mamás
fotografía: Noemí Genaro

Suele ocurrir que la maternidad se convierte también en una oportunidad de oro para decidirte a apostar por aquello en lo que verdaderamente crees. De alguna manera te empodera y te convierte en superhéroe o superheroína, y te lanzas a por ese trabajo creativo, que realmente te llena.

Es el caso de esta pareja, Carolina e Isaac. Su “momento” llegó cuando su primer peque, Olmo, tenía casi un añito.

Tras la experiencia “textil” de la maternidad, tuvieron claro que había un hueco en el mercado, para aquellas personas a las que no les gustaba la ropa premamá demasiado seria o formal, y que no querían vestir a sus peques de rosa y azul.

También tenían claro que el suyo era un proyecto con principios, comprometido con su entorno y con las personas.

ropa orgánica para bebés

Y se lo tomaron en serio de verdad: investigaron y analizar multitud de proveedores y de fábricas, hasta dar con aquella en la que se cumplían de manera estricta las condiciones ambientales y de trabajo justo que para ellos son imprescindibles.

De esta forma, su proveedor es una pequeña fábrica textil en la provincia de Shadong, en China. Mantiene un compromiso absoluto con el medio ambiente y con el trabajo digno.

Cuando esas telas bonitas llegan a su casa, ellos realizan, de forma completamente artesanal, todo el proceso de producción: diseño, corte, confección y estampación.

ropa orgánica para embarazadas
fotografía Noemí Genaro

Karola diseña, hace los patrones, plancha y corta. Isaac finaliza la prenda con el trabajo de costura propiamente dicho.

Y es que en esta familia hay muy pocos estereotipos, por no decir ninguno 🙂

El acabado es totalmente profesional, ya que poseen tres máquinas de confección de tejidos de punto.

Una vez terminadas, algunas son serigrafiadas, también de forma completamente artesanal y siempre utilizando tinta hipoalergénica, totalmente libre de PVC, ftalatos, metales pesados y formaldehído.

ropa ecológica para peques
fotografía: David Navarro Huertas

¿El resultado?. Una colección de ropa alegre y colorista, completamente unisex, en la que las prendas infantiles se han diseñado primando la comodidad.

A mi, lo que más me gusta de Zacatúa es su valentía. Y su coherencia.

Llevo unos años encontrándomelos en diferentes ferias y, últimamente en el Ecomercado (paseo del Salón), donde podéis comprarles cada primer sábado de mes.

Y siempre los veo con sus peques (ya son dos), perfectamente organizados. Unas veces más cansados que otras, como cualquier familia, pero siempre transmitiendo una sensación de serenidad, de estar haciendo lo que quieren, muy hermosa.

ropa cómoda para niños

Creo que un poquito de esa plenitud va en cada prenda que confeccionan.

Confieso que cuando tenía Esta por mamá no me atreví a vender su ropa, no tanto por la estética rollo “hippilongui” (poco después nos lanzamos con prendas cañeras como las de Rocky Horror Baby), sino por el tema del algodón orgánico.  La primera apuesta textil de Esta por mamá fué de ese palo, y resultó un desastre. Así que entonces, tuve miedo.

Pero me siento feliz de afirmar que en estos cinco años, han cambiado un poco las cosas. Que l@s consumidores somos un poco más “preguntones”, que ya no nos vale cualquier cosa, y que, cada vez más valoramos el producto y el material con el que está fabricado, pero también a su fabricante.

Por eso, este año, al comenzar a montar Littlegranada´17, tenía claro que quería hacerles la propuesta (porque Littlegranada no abre convocatoria, realiza propuestas a empresas que cree que pueden aportar cosas interesantes).

Zacatúa y su ropa orgánica para niños y mamás aporta diversidad a Littlegranada, aporta color, y alegría, y un rollito slow que me encanta.

Y, qué demonios, no todo van a ser las puntillitas y los volantes maravillosos de Xitín ¿verdad?.

Ains, eso es lo bonito de Littlegranada, que dos empresas tan dispares como Xitín y Zacatúa pueden compartir cosas, porque parten de una misma premisa: la coherencia y el compromiso con su proyecto y su cliente.

¡Qué vivan las empresas familiares!

2 Comments

Dejar un comentario

This is a demo store for testing purposes — no orders shall be fulfilled. Descartar